Lorem ipsum dolor amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor massa. Cum sociis natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus.

Baker

Follow Us:
Contacto
+34 696 228 506
Mar - Sab: 10:00 - 17:00h / Dom: 10:00 - 13:00h

Blog

Little Barcelona. Crostata de Mora

Una sala amplia y diáfana se vistió de cartones, palets y coloridas columnas para distribuir a los expositores de Little Barcelona, una feria (como les avancé hace un par de semanas) dedicada a la moda infantil, que definitivamente marca tendencia, y que a mí en lo particular me dejó con ganas de tirar todo lo que ya había comprado para el pastelito que viene en camino y rehacer de nuevo su armario. Realmente encontramos marcas muy bonitas, cuidadas, en algunas casos conservando ese punto clásico y en otros lanzándose al color y el desenfado.

Nosotros, como colaboradores y expositores, montamos nuestro tarantín en medio de camisas de batistas y elegantes conjuntos de Pilar Nueno, en frente del nórdico y genial diseño de Littlephant, con vistas a los originales cojines de Kideoh, a las cocinitas de madera de Little Dolce Vitta… y un poco más lejos los mágicos muñecos de El Hombre Sapo, todos ellos con una cosa en común: creadores con imaginación y representantes de marcas súper agradables y simpáticos. Es lo que tienen las ferias, que en los ratos muertos te sueltas a contarle tu vida al vecino de stand. Muy enriquecedor.

También estaban por allí otras marcas que nos gustaron mucho, propuestas e ideas por todo el «little» salón. Como Koeka, que tenían una puesta en escena fantástica, gracias a unas habitaciones portátiles en las que provocaba hacer la siesta, o Piu et Nau, muy majos y con una ropita que te mueres, y las chicas de Stencil, con quienes hicimos muy buenas migas.

Uno de los puntos en común de los expositores era que la mayoría son padres, y claro estaba que en algún momento sus pequeños aparecerían a visitarles. Y allí, en unas mesitas al fondo de la sala y al lado de un castillo de cartón, nos encargamos de que los niños se volvieran cookie monsters por un rato. Hicimos un taller rotativo para decorar una rica galleta de mantequilla, que cada uno elegía entre forma de tarta, cupcake, body (por aquello de estar en una feria de moda), regalo, sombrerito de fiesta, globo… y seguían mis instrucciones para dibujar con icing la masa horneada. Descubrí algunos futuros talentos con la manga y otros fanáticos de la glasa que solo querían comérsela a cucharadas. Desde 2 a 12 años, cualquier peque que haya visitado la feria se fue con su galleta en la mano (o en la panza).

Volviendo al stand, allí ofrecimos a los visitantes una serie de nuestras recetas predilectas como: Cupcakes de Cacao, de chocolate con leche, zanahoria, vainilla, limón, siempre con decoraciones muy little. Tarros de cheese cake con su cucharita, cookies colgantes del árbol de cartón, y algún bizcocho para desayunar. Y una de las cosas que llamó más la atención de la gente: nuestra rica crostata, esa fina masa cubierta con mermelada que en este caso llevaba osos y elefantes (dependiendo del día) como decoración. A continuación os dejamos la receta.

A continuación la receta de Crostata de Mora

2 tazas de harina todo uso
1/2 taza de azúcar
180 gr. de mantequilla (fría y en cubitos)
2 yemas de huevo
1 pizca de sal
180 gr. de mermelada de Mora (o el sabor elegido)

En el bol de la batidora electrica coloca la harina, el azúcar, la mantequilla. Procesa con la pala hasta obtener una migas pequeñitas y que la mantequilla sea imperceptible. Añade las yemas de huevo y bate hasta que se forme una masa, como mucho un par de minutos. Deja reposar en la nevera por una hora.

Precalienta el horno a 180°C/ 350°F.
Enmantequilla y enharina un molde para pie o tartaletas de 30 cm.

Estira la masa con un rodillo lo más delgadita posible (si se te rompe la masa puede ser que sea necesario que la amases antes de estirar). Cubre el molde con la masa estirada y pincha con un tenedor toda la superficie. Pre-hornea por 15 minutos, hasta que quede medio doradita pero no tan tostada ya que luego se vuelve a meter en el horno. Deja enfriar.

Coloca la mermelada de mora de manera uniforme sobre la masa prehorneada. Ha de ser una capa fina.

Estira y corta en las formas que tu quieras la masa sobrante. Coloca encima del relleno en ambas direcciones formando cuadrados. O como en este caso, utiliza cortadores de galleta y crea el diseño de tu elección. Hornea por 20 minutos o hasta que la mermelada burbujee y la masa esté doradita.

Tips:

1. Puedes cortarla en cuadrados o rectángulos para servir más en formato galletica.
2. Puedes utilizar la mermelada de tu elección y si es casera mucho mejor.
3. Acompáñala con una buena bola de helado de vainilla.
4. Si ya tiene varios días dale un toque de horno y estará como recién hecha.

* Muchas gracias por las fotos a:
Cintia Barragar Ruiz
Tal Cual Comunicación

Hace un año: Para los que no ven la TV. Bundtcake de Remolacha

Hace dos años: El Archivo. Coffe Ca

COMMENTS

  • 12 febrero 2013

    qué pasada de feria, qué cosas tan bonitas!

    Ideal la receta, tanto que con tu permiso me la llevo para hacerla en casa 😉

    Besos

  • 12 febrero 2013

    Male Alamo

    Bellísimas las fotos. Bellísimo el stand, la mesas con los cakestands. Daría todo porque juanchi pudiera participar en esos talleres de niños.
    Te felicito una vez más.

  • 12 febrero 2013

    carolina henriquez

    Todo espectacular!!!! La verdad que los admiro por el cariño que le ponen!!!